Demasiado deporte puede afectar a la reproducción

0

Son muchos los factores que intervienen en la capacidad reproductiva de las personas. Entre ellos, el ejercicio físico moderado y regular favorece de forma muy positiva la reproducción humana. Según los expertos, practicar deporte de forma controlada y regularmente actúa frente a la aparición de varias enfermedades sistémicas y, además, controla los niveles de estrés. De esta forma, quienes están deseando ser padres eliminan la ansiedad de la ecuación, logrando su propósito satisfactoriamente.

El problema de todo esto radica en la práctica de deporte de forma excesiva y descontrolada. Los expertos en salud física y deportiva siempre han advertido de las contraindicaciones del sobreentrenamiento muscular para la salud de las personas. Pero, ahora, se añaden los problemas reproductivos, tanto en hombres como en mujeres, que se exceden en sus rutinas deportivas.

Se trata básicamente, de pasar de llevar una vida sedentaria a realizar deportes intensos sin ningún tipo de control. Obviamente, el sedentarismo es otra de las lacras que hay que eliminar y lo más aconsejable es realizar ejercicios deportivos de forma regular, entre dos y tres veces por semana, y un máximo de cuatro horas semanales. Todo lo que queda por encima debería siempre de estar controlado por médicos y especialistas.

Los expertos advierten de que los deportistas amateurs necesitan controlar que su actividad deportiva no es excesiva. Para ello deben utilizar todos los medios que estén a su alcance. En este sentido, llevar consigo pulsómetros que indican los excesos que se comenten durante el ejercicio es una buena idea.

¿Cómo afecta el exceso de deporte a la reproducción?

La capacidad reproductiva puede verse alterada cuando un miembro de la pareja practica deporte en exceso y sin ningún tipo de control. Según la Doctora Victoria Verdú, especialista en reproducción asistida, tanto hombres como mujeres pueden ver reducidas sus capacidades reproductivas.

Cuando una mujer lleva a cabo rutinas de ejercicio demasiado intensas, tras haber pasado un largo periodo sedentario, es muy fácil que se padezca amenorrea. Además, en el momento en el que el balance energético se convierte en negativo, los niveles de glucosa en sangre bajan de forma considerable, provocando una disminución de la producción de hormonas como la insulina. Todo esto evita la ovulación, haciendo realmente difícil lograr el ansiado embarazo.

En el caso de los hombres, estos pueden ver mermada la calidad de su esperma por varios motivos muy diversos. Tanto factores ambientales como genéticos intervienen en ello. Además, según la Dra. Verdú, el consumo de sustancias nocivas, como anabolizantes y esteroides, resulta extremadamente negativo para la calidad espermática del hombre. Este tipo de sustancias hacen que los niveles de testosterona, así como la cantidad de espermatozoides se vean mermados de forma notable.

Según los profesionales, lo más importante es llevar un ritmo de vida activo, practicando ejercicio físico diario. Pero, obviamente, evitando el sobreentrenamiento y los excesos descontrolados. Además, la dieta también es un factor importante que interviene, sobre todo, en la calidad de los espermas del hombre. Por ello, se recomienda llevar una dieta sana y equilibrada, en la que no falten los nutrientes esenciales para el organismo. La reproducción se puede ver favorecida si se siguen las recomendaciones de especialistas.

Compartir.

Dejar un comentario