Cateterismo cardíaco

0

En medicina, existen muchos procedimientos complejos que ayudan a los doctores valorar la anatomía de distintos órganos. Éste es el fin del cateterismo cardíaco, un procedimiento invasivo que permite analizar la anatomía del corazón y de las arterias coronarias, además de estudiar en profundidad el funcionamiento de este órgano vital.

En tuSíntoma queremos explicarte más sobre este tratamiento que permite reconducir la salud cardíaca de muchos pacientes. ¿Quieres saber más? Presta atención y aprende qué es un cateterismo, cuándo se realiza y cómo se lleva a cabo esta técnica que te permitirá recuperar el buen funcionamiento del corazón gracias al tratamiento específico de patologías del corazón tales como lesiones en las arterias coronarias o arritmias.

Qué es el cateterismo cardíaco

Los cardiólogos, médicos especialistas del corazón, son los encargados de realizar cateterismos cardíacos, una técnica, descubierta en 1927 por el portugués Egas Moniz, que permite estudiar el funcionamiento del corazón y además observar tanto su anatomía como la de los vasos sanguíneos que trabajan junto al órgano: las arterias coronarias.

El cateterismo cardíaco consiste en introducir un alambre alargado, conocido popularmente como catéter, a través de la arteria periférica hasta llegar al corazón. Una vez en el órgano, se instala un contraste radiológico que, mediante rayos X, permiten al especialista estudiar las arterias coronarias y, a la vez, identificar obstrucciones, observar arritmias o realizar una intervención quirúrgica.

Catéter

Gracias a la realización de cateterismos cardíacos se han reducido los casos de infarto cardíaco, dado que ha permitido poner un remedio temprano a los principios de obstrucción arterial en multitud de pacientes.

Esta técnica es una de las más utilizadas actualmente en la medicina cardíaca, dado que las complicaciones que pueden darse durante la intervención son muy poco frecuentes y es más normal que estén directamente relacionadas con otras cirugías que con el propio cateterismo. Gracias al cateterismo cardíaco se han reducido las operaciones a corazón abierto, de mucho más riesgo.

Cuándo se realiza un cateterismo cardíaco

El cateterismo cardíaco se lleva a cabo cuando se requiere el estudio de las arterias coronarias o llegar hasta el corazón para comprobar su buen funcionamiento. Es decir, esta técnica suele realizarse por alguno de los siguientes motivos:

  • Angina de pecho inestable: se presenta mediante un intenso y punzante dolor de pecho, consecuencia de falta de riego sanguíneo en las arterias. Aunque puede ser estable y no suponer un riesgo inmediato, pueden darse casos de inestabilidad y gravedad que lleven al paciente al borde del infarto. En estos casos de riesgo se realiza el cateterismo para observar el estado de las arterias y evitar la obstrucción total de éstas.
  • Infarto de miocardio: se da cuando las arterias se obstruyen completamente. Es una situación grave que requiere de una intervención rápida y urgente. Con el cateterismo se permite abrir de nuevo la arteria obstruida.
  • Reparación de válvulas cardíacas o sustitución de las mismas: con el cateterismo se permite abrir las válvulas para permitir el paso de la sangre o, incluso, sustituir la válvula dañada por una nueva.
  • Estudio de arritmias: gracias a que el catéter es capaz de llegar a las cavidades del corazón es posible estudiar su anatomía y observar el funcionamiento de aurículas y ventrículos. Asimismo, pueden provocarse arritmias para que se observen mediante electrocardiograma y también pueden tratarse, quemando el tejido del corazón que las produce, a través del propio catéter.
  • Identificar alteraciones vasculares: el cateterismo ayuda a detectar vasos anómalos o problemas coronarios que impiden la irrigación fundamental del corazón.
  • Planificar cirugías: el cateterismo es el paso previo a muchas intervenciones quirúrgicas, dado que ayudan a estudiar la anatomía de la circulación coronaria en la zona que debe ser operada.
  • El cateterismo cardíaco, además, permite diagnosticar y tratar malformaciones cardíacas.

Preparación del examen

La preparación del examen que se te va a realizar si debes pasar por un cateterismo cardíaco es básica para adquirir los mejores resultados de la prueba. Debes tener en cuenta que se trata de una prueba que frecuentemente requiere de ingreso hospitalario (generalmente se lleva a cabo la noche de antes) y que precisa unas horas de observación posteriormente. La duración del cateterismo es variable y puede ir desde escasos minutos hasta una hora. Si tan solo se trata de una exploración la prueba se realizará rápidamente y en caso de que se decida intervenir quirúrgicamente las arterias coronarias u sobre otras alteraciones el cateterismo puede tener una duración más larga.

Te recomendamos leer este artículo:  Diseñan una médula ósea sintética: avances en implantología

Antes del cateterismo debes comunicar a tu doctor todos los medicamentos que estas tomando actualmente para que tome la decisión de suspender el tratamiento o mantenerlo, dependiendo de cómo estos fármacos puedan afectar al cateterismo. Seguramente, llegados a este punto te has preguntado si el cateterismo requiere de anestesia. Bien, no es una prueba que necesite una anestesia pero sí que se valorará al paciente para determinar la necesidad de ésta, suele pincharse anestesia local. Lo que se suele dar es un relajante que ayude a tranquilizar los nervios del paciente.

Otras consideraciones a tener en cuenta:

  • Se recomienda llevar un acompañante a la prueba.
  • Debes permanecer 8 horas en ayunas antes del cateterismo.
  • El embarazo y el periodo de lactancia está contraindicado para realizar un cateterismo, así que las posibilidades de someterte a esta prueba en dichas circunstancias es mínimas. Si desconoces tu estado, es probable que el médico te realice una prueba de embarazo previo al cateterismo para descartarlo y evitar los riesgos de los rayos X.
  • Otras contraindicaciones: en caso de que sufras una infección activa o si tienes un daño crónico en los riñones se desestimará la realización de un cateterismo.

Realización del cateterismo

El cateterismo es una prueba compleja e invasiva que requiere del acuerdo y consentimiento del paciente, aunque si se trata de una situación de urgencia la prueba se realizará directamente, dado que puede ser muy relevante para salvar tu vida. Como hemos apuntado anteriormente, es habitual que el paciente ingrese la noche previa aunque no siempre es necesario. Lo que debe tenerse en cuenta es que se deberá permanecer en ayunas durante 8 horas.

La intervención consiste en introducir un catéter por la arteria ilíaca de la ingle, previamente desinfectada con antisépticos.  Para observar tu ritmo cardíaco durante la prueba se colocarán electrodos en el pecho, también un manguito en el brazo controlará la tensión arterial y una vía venosa permanecerá en el otro brazo por su hay que inyectar algún medicamento. A continuación, con la zona limpia y rasurada el especialista pinchará anestesia local y puncionará la arteria principal. Después, introducirá dentro de la arteria un tubo por el que pasará el catéter. Según la región del corazón que se quiere alcanzar el el catéter tendrá una curvatura u otra. Con el alambre dentro del organismo se realizará una radiografía para ir observando dónde se encuentra el catéter.

Una vez el catéter llega al corazón se instala el contraste radiológico para estudiar su anatomía. En este momento puede sentirse calor y sofocos de manera normal. Puede que durante el estudio se decida intervenir en el momento según el problema o alteración que se encuentre. Una vez se termine el cateterismo se retirará el catéter y se mantendrá una presión en la zona por la que entro de entre 10 y 20 minutos para facilitar que la herida coagule. Para finalizar, la zona se venderá y pasarás a observación hasta que el médico te de el alta.

Complicaciones

A la pregunta: ¿es habitual que un cateterismo pueda complicarse? La respuesta es no. No son muchos los casos en los que un cateterismo cardíaco suela complicarse, aunque no está exento de ello. Ocasionalmente pueden surgir complicaciones como:

  • Arritmias cardíacas
  • Desgarros en arterias
  • Alteraciones bruscas de la tensión arterial
  • Infarto cardíaco o cerebral
  • Embolismos o coágulos locales
  • Hemorragia interna
  • Reacción alérgica al contraste radiológico
  • Desmayos o pérdidas de conciencia
  • Malestar, nauseas y vómitos

Resultados del cateterismo

Si algo bueno tiene el cateterismo es que te permite obtener resultados al momento. Con esta técnica se pueden observar las arterias y su estado y se puede realizar un diagnóstico específico en el mismo momento o, incluso, intervenir durante el cateterismo si se ha detectado un problema grave. En los estudios de arritmias se requiere un estudio más detallado, por lo que el cardiólogo suele estudiar en profundidad el cateterismo antes de valorar los resultados de la prueba.

Lo más habitual es que el cardiólogo te proporcione un diagnostico y te comente los resultados de la prueba justo después de realizarla, aunque seguramente te citará para poder llevar a cabo un tratamiento concreto y comprobar que tu evolución ha sido favorable. En caso de dudas, consulta siempre a tu especialista.

Dejar un comentario