Sangre en las heces

0

Se refiere como sangre en las heces a cualquier muestra de sangre que aparece al evacuar las heces al baño. Más correctamente denominado sangrado del tracto gastrointestinal, la sangre en las heces es una condición común que puede desarrollarse por multitud de causas.

Causas

Aunque sufrir de sangre en las heces sea frecuente, sólo alrededor de un tercio de los afectados buscan tratamiento. Aunque aveces puede ser síntoma de una enfermedad grave, los síntomas se desarrollan generalmente rápidamente, y la mayoría de las causas son tratables y no graves. En cualquier caso, esta condición debe ser informada a su médico para poder conocer la causa del sangrado.

Las causas más frecuentes de sangre en las heces son:

  • Hemorroides.
  • Fisura anal.
  • Absceso o fístula anal.
  • Diverticulosis y diverticulitis.
  • Enfermedad inflamatoria del intestino.
  • Úlceras.
  • Pólipos grandes.
  • Cáncer de colon.

Síntomas asociados al sangrado rectal

Una persona con sangre en las heces puede no ser consciente del sangrado y no sentir ningún síntoma. No obstante, síntomas frecuentes de esta condición pueden incluir:

  • Dolor y presión abdominal.
  • Sensación de mareo o vértigo.
  • Desmayos (debilidad) y/o vómitos.
  • Dificultad para respirar.
  • Diarrea.
  • Palpitaciones.
  • Pérdida de peso.

Tratamiento

El tratamiento depende de qué causa la sangre en las heces.  Más allá de detener el sangrado inmediato, si es necesario, el tratamiento contra la sangre en las heces implica abordar la causa del sangrado para evitar que vuelva a aparecer. La cirugía puede ser necesaria en algunos casos para extirpar pólipos o partes del colon dañado por el cáncer, diverticulitis o enfermedad inflamatoria intestinal.

En muchas ocaciones, el tratamiento contra el sangrado incluye recomendaciones caseras tales como:

  • Beber mucha agua.
  • Consumir alimentos ricos en fibra.
  • Evitar los alimentos procesados.
  • Mantenerse activo y móvil para reducir el riesgo de estreñimiento.
  • Ir al baño cuando se presente la urgencia.
  • Limpiar cuidadosamente el área anal después de ir al baño y usar papel higiénico suave.
  • Consultar su farmacéutico y usar cremas de uso tópico para reducir el dolor.
Compartir.

Dejar un comentario